LOADING

Type to search

Tags:

Acueducto Romano

Share

El acueducto romano de Almuñécar, uno de los más extensos de la Hispania romana, es una obra de casi once kilómetros de longitud que demuestra el nivel alcanzado por los ingenieros y arquitectos romanos.

A través de sus diferentes tramos, desde la captación de aguas hasta la factoría de salazón pasando por las termas romanas situadas en la Carrera de la Concepción, este monumento recorre gran parte del municipio.

La extensa Historia de Almuñécar es palpable en cada palmo de la ciudad más antigua del Mediterráneo español, y sus pedanías, un claro ejemplo de uno de los vestigios más destacados de la grandeza de Almuñécar desde la antigüedad es su Acueducto Romano, que además es el mejor conservado de toda Andalucía, y nada tiene que envidiarle al archiconocido acueducto de Segovia.

También hay que destacar que el Acueducto de Almuñécar fue declarado Bien de Interés Cultural en el año 1.931.

Porque es, sin lugar a duda, una majestuosa obra de ingeniería civil romana de las más importante de España, que en la antigüedad, captaba agua y la derivaba a la ciudad, abasteciendo a todos sus habitantes, así como a la vega y los edificios públicos más importantes, entre ellos las famosas Termas de Almuñécar.

El origen del conjunto se ha fechado desde mediados del siglo I d. C. hasta el siglo III o incluso IV d. C., momento en el que se abandonaron la mayor parte de las dependencias.

Este espectacular monumento tenía una longitud de aproximadamente 7 kilómetros desde el lugar llamado las Angosturas, punto final de la captación, hasta los depósitos terminales en la ciudad.

El agua que transportaba era recogida por una galería de infiltración que afloraba del acuífero del conocido Río Verde, que más adelante salía a la superficie en la Fuente de los Granados. Luego, el agua seguía el camino a través de la ciudad por canales abovedados que operaban en régimen de lámina libre siguiendo las curvas de nivel del terreno, algunas veces casi superficial y otras a varios metros bajo tierra.

Para salvar las depresiones de mayor calado se usaron dispositivos especiales tipo arcuationes y subtructiones. Además, cuatro de los primeros han sido estudiados en detalle porque mantienen hasta hoy una gran monumentalidad.

También gracias a distintos estudios tenemos conocimiento de que existió un túnel que permitía el paso de la canalización de la cuenca del río Verde a la del río Seco.

Y la parte final, de la conducción terminaba con un sifón invertido con una longitud cercana a un kilómetro, realizado con tubos cerámicos y que muy probablemente tuviese un dispositivo de rotura de presión columnaria en su parte final.

Pero tras la caída del Imperio Romano, bajó el uso que se le daba al acueducto, sin embargo, hay partes, que han continuado en funcionamiento ininterrumpidamente hasta la actualidad.

Y ahora mismo aún sigue siendo utilizado como acequia para el riego de la vega de Almuñécar, razón que explica la conservación de gran parte de sus elementos extraurbanos y que lo convierte en el acueducto romano mejor conservado de toda Andalucía.

Por eso en la actualidad podemos visitarlo, ya que el acueducto Romano de Almuñécar es otro de sus tantos encantos turísticos y culturales que ofrece la ciudad.

Los diferentes tramos que podemos apreciar si visitamos Almuñécar son:

El tramo de Torrecuevas

Es el tramo superior del monumento, tiene una longitud aproximada de 130 metros, además de 17 arcos de luz normal y 2 de luz reducida a ambos extremos.

Acueductos I, II y III

Hacia el sur hay tres tramos más del acueducto:

Primer Tramo

El Primer tramo o AI tiene solamente un cuerpo, el cual está formado por 4 arcos de luz normal y 2 pequeños. Esta parte corresponde a la zona de captación del acueducto, que finaliza en la fuente de Los Granados, pero no hay acuerdo de cual es su auténtico inicio.

Segundo Tramo

El Segundo tramo o AII, tiene 9 arcadas normales y 2 reducidas. Luego el tramo de mayor altitud consta de 3 arcos de refuerzo entre los pilares.

Tercer Tramo

Y el AIII o Tercer Tramo consta a su vez de 2 cuerpos con nueve arcadas principales y 2 reducidas. Este tramo sigue un recorrido de unos 200 metros, por las inmediaciones de la finca de “Los Fornallá”, y coincide con el principio de una parte excavada en la roca de aproximadamente 30 metros de longitud.

¿Cómo llegar a Acueducto Romano?

Tags:
Previous Article

You Might also Like

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *